Automated Computer Translation

Loading
Ingresa una palabra o clave que deseas buscar.

Tres consejos para enfrentar el miedo

Alessandra Da Rocha comparte tres maneras fáciles para combatir los obstáculos mentales que nos impiden seguir nuestros sueños

Te gustó? Compartelo!

Es muy común que cuando sentimos que tenemos la mejor idea del mundo para ser felices y cumplir nuestros sueños, inmediatamente nos lleguen pensamientos que nos asustan y nos trancan a materializar nuestras metas. Es algo que nos sucede a todos, y la razón es porque somos seres que contamos con algo a lo que le llamamos nuestro ego. Aunque muchas personas piensan que nuestro ego y nuestros miedos son sólo puntos negativos en nuestra existencia, la verdad es que estos dos son los que nos permiten tener precaución y cuidado al hacer las cosas.

Si utilizamos a ambos con conciencia total y sacándole el mejor de los provechos, es muy posibles que hagamos las cosas bien. Por ejemplo, tener miedo de cruzar la calle es importante, porque no está previniendo que nos atropelle un carro. Pero si te quedas solo observando el miedo y nunca te mueves, no llegarás a cruzar la calle nunca. Lo importante en este caso es saber cuándo le estamos poniendo más atención a nuestros miedos de la que deberíamos y hasta qué punto les estamos permitiendo afectar nuestras decisiones.

Es por eso que si sientes que tienes muchas ideas que te encantaría ver hechas realidad pero te sientes paralizado/a, sigas estos tres consejos que aquí te dejo:

ENFRENTAR EL MIEDO:

Enfrentar las situaciones es la manera más fácil de acabar con ellas. Observa bien tus pensamientos y haz una lista de ellos. Observa los miedos que se te están presentando desde todos los ángulos posibles y pregúntate a ti mismo/a por qué están ahí presentes y piensa cuáles serían las maneras de usarlas positivamente sin que te obstaculicen a cumplir tus metas.

PIENSA EN UNA META QUE HAYAS CUMPLIDO EN EL PASADO

Pensar en nuestras metas del pasado nos demuestran que sí somos capaces de lograr nuestras metas, son el mejor ejemplo de que si lo hemos hecho una vez lo podremos hacer de nuevo. La meta en la que pienses no tiene que ser similar a la que quieres ahora, la intención aquí es revivir esa experiencia de haber cumplido una meta y recordar que somos capaces.

PIENSA EN LO POSITIVO QUE SERÍA PARA TI SI LO VIVIERAS

Pregúntate quién serías tú si cumplieras esa meta, de qué manera cambiaría tu vida, tú persona, la forma en cómo se desenvuelven los hechos en tu vida. Qué beneficios le traerías a la humanidad con tu meta. Haz una lista de todo lo positivo que esa meta traería a tu vida, de esta manera sabrás que lo que estás haciendo tendrá un impacto positivo y eso te dará ánimos a cumplir tu meta.

TIP EXTRA:

Es muy importante que cumplamos nuestras metas para que así podamos expresar quien somos realmente. Recuerda siempre que tus sueños son elemento primordial en tu vida.

Para más información acerca de la escritora Alessandra Da Rocha, visita su página en Facebook.

Más de Un espacio para el alma

 

Our Media Partners