Automated Computer Translation

Loading
Ingresa una palabra o clave que deseas buscar.

Los mejores regalos

Jaime Leal nos hace llegar una reflexión fiel a su estilo sobre el verdadero significado de los regalos en esta época del año

Te gustó? Compartelo!

 

La Navidad es una época del año especialmente dedicada a compartir, desgraciadamente en la búsqueda por compartir y hacerlo de la mejor manera, terminamos por formarnos una imagen de “CÓMO DEBERÏA SER LA NAVIDAD”

Tal vez sea por ello que muchos terminan por odiar esta fecha y quisieran que simplemente el reloj fuese más rápido hasta enero para así retomar nuestras actividades normales.

En efecto, esta fecha se ve bombardeada por un sin número de mensajes que nos dicen y casi nos obligan a pensar en la Navidad como un momento en el que debemos estar felices, llenos de amor y esperanza y más aún debemos tener suficiente no solo para nosotros sino para compartir con alguien más.

Esta creencia se instala con facilidad como una “verdad” en nuestras mentes y nos lleva a ser presas fáciles de la tentación siempre presente de construir con dinero aquello que simplemente no existe ó bien no sabes cómo expresar.

Como lo he dicho en más de una ocasión, el dinero es importante, sin embargo es también muy importante el mensaje dentro de cada regalo que otorgamos y en muchos casos incluso, éste (el dinero) puede ser sustituido fácilmente por una dosis de creatividad y mucho amor de verdad.

A lo largo de mi vida me he dado cuenta de que los regalos que más recuerdo y valoro en mi memoria, cumplen con al menos una de las siguientes cinco características.

1.- Tiempo/Servicio: Recuerdo con mucha alegría aquellas personas que me han brindado su tiempo cuando más lo he necesitado o que espontáneamente se han ofrecido para apoyarme en mis actividades.

Alguna vez incluso he recibido “vales” de servicio por una noche de niñera o bien por cuidar a mi mascota durante mis próximas vacaciones.

2.- Instrucción: Recuerdo con mucho cariño a todas aquellas personas que me han brindado y compartido de su conocimiento.

Tal vez sea buen momento de ofrecerte para ayudar a tus amigos y familiares a manejar ese software que tú sabes manejar tan bien ó bien ayudar a programar una lista de canciones o videos en YouTube.

¿Qué tal si organizas sus canciones favoritas en su computadora con folders y portadas para que suenen en su teléfono o en su iPod?

3.- Artículo personal: Sin duda alguna desprenderte de algo importante y personal puede ser el mejor regalo para alguien más (Siempre y cuando esta persona lo sepa valorar).

Recuerdo que en una conferencia que impartí en Chiapas, un alumno de origen indígena se acercó y me regaló un pequeño llavero hecho a mano con materiales reciclables.

Aún hoy, después de 5 años, lo llevo conmigo en mi maleta y siempre que lo veo recuerdo como al desprenderse de él, el muchacho me dio las gracias por lo que había enseñado ese día y me hizo entrega de su llavero personal.

Tal vez sea un buen momento para regalar ese libro que has leído ó bien esa película que te gusta tanto.

4.- Hazlo tú: Nada más personalizado que algo que ha sido creado para ser único.

Tal vez te gusta la cocina y preparas una excelente repostería, o bien solo deseas preparar una cena especial e invitar a esta persona especial y compartirle lo que has hecho para él/ella.

5.- Escucha Activa: Nada mejor para platicar, que escuchar.

Desgraciadamente a veces se nos olvida que escuchar es parte importante de la comunicación y convertimos nuestras conversaciones en luchas por ver quien habla más y por más tiempo.

Te invito a que contengas esas ganas de interrumpir y verdaderamente regales tiempo de escucha activa a esa persona especial en tu vida.

Podría sorprenderte lo que te compartirá si le permites hablar sin interrumpirle.

Recuerda que estas características no tienen que estar todas involucradas en el mismo regalo y solo se trata de una lista de los regalos que más recuerdo y que de alguna forma han marcado mi vida y casualmente encontré que ninguno de ellos puede ser comprado en una tienda.

Así que si estás corto de presupuesto, tal vez sea algo muy bueno para ti y tengas la oportunidad de experimentar con regalos diferentes pero no por ello menos impactantes y poderosos.

Sea lo que sea que decidas, lo importante es que el regalo lo hagas verdaderamente de corazón.

Tanto si eres un fanático de esta temporada y deseas verdaderamente echar la casa por la ventana, si eres una persona de creencias religiosas y buscas verdaderamente hacer una reflexión profunda sobre lo que has hecho en este año ó bien si eres un “Grinch” y simplemente quieres que pase el tiempo rápidamente para que se acabe este espíritu navideño, te deseo que la pases de la forma que desees pasarla.

Felices fiestas.

Publicado: 21 de diciembre, 2011
Video: Jaime Leal – Coach de Vida -
Twitter: @jaimelea

 

Más de Cambias tú, cambia el mundo

 

Our Media Partners