Ataques de Pánico

Es una reacción de miedo profundo, sin causa aparente. Este ataque suele durar algunos unos minutos
Toronto · Publicado el: 23 noviembre, 2012

Antes que nada quisiera compartir que el interés de platicarles sobre este tema, nace a raíz de que varios pacientes que han acudido a terapia, padecen de esta enfermedad llamada “Ataques de Pánico”. 

Según el área de Salud Mental de la Organización Mundial de la Salud (OMS), este padecimiento va en aumento a nivel mundial y se estima que una de cada 20 personas sufrirá en algún momento de su vida un trastorno de pánico. Esta es considerada como una de las enfermedades más prominentes en el S. XXI. Además afecta al 7% de la población mundial y al 5% de la población de entre los 18 y 40 años de edad.


Las estadísticas indican que la proporción es de 2.5 mujeres por cada hombre. Esto se debe a razones: orgánicas (el sistema nervioso de las mujeres es diferente al de los hombres), psicosociales (la sociedad no espera lo mismo de una mujer que de un hombre), hormonales (los cambios que una mujer sufre a lo largo de la vida la hacen más vulnerable), y educativo-culturales (por religión, nivel socioeducativo,  socioeconómico o trastorno mental del hombre, viendo a la mujer como presa fácil de violencia doméstica, abuso sexual, etc.)


El ataque de pánico es una reacción de miedo profundo, sin causa aparente. Este ataque suele durar algunos unos minutos y por ello suele ser difícil su diagnóstico. El problema de esta enfermedad puede resultar en un trastorno discapacitante, al presentarse sin razón aparente. La persona que lo sufre puede desarrollar un gran temor de volver a padecerlo, llevando a las personas a encerrarse en su casa, y evitando de los lugares públicos (agorafobia).


Entre los síntomas de alguien que sufre ataque de pánico destacan: 1. Dificultad para respirar o tener la sensación de “asfixia”; 2. Vértigo, inestabilidad o sensación de desmayo; 3. Palpitaciones o ritmo cardíaco acelerado; 4. Sudor, náuseas o dolor de estómago; 5. Sensación de irrealidad, extrañeza o separación del entorno; 6. Sensación de adormecimiento; 7. Enrojecimiento o escalofríos; 8. Dolor o incomodidad en el pecho; 9. Miedo a morir, enloquecer o perder el control.


Cabe mencionar que estos ataques son incómodos, y pudieran hacer sentir a la persona “perdida, al borde de la muerte o del abismo”. Estos síntomas, NO son peligrosos. Desde el punto de vista terapéutico, dichos síntomas nos hablan de conflictos profundos; los cuales pueden tener un origen genético y que predisponen a las personas a padecer este trastorno.


En mi opinión (como psicóloga), creo que las personas que sufren ataques de pánico suelen haber tenido experiencias previas de miedo, inseguridad, dependencia emocional, trauma y/o alguna reacción exagerada ante la separación de sus seres queridos o ante alguna pérdida importante (duelo no resuelto).


Recomiendo ampliamente que si te identificas con lo antes mencionado busques ayuda profesional y NO olvides que puedes contactarme para programar una cita y apoyarte en este proceso, porque ¡SI SE PUEDE!


 




Publicado: 23 de noviembre, 2012

Texto: Brenda Pérez Gil Romo

[email protected]

Contacto: (647) 213-0146

Twitter: @psicologabrenda


 


El Diván de Brenda

Brenda Pérez Gil Romo

Brenda Pérez Gil Romo es una destacada psicóloga con estudios realizados en México y Canadá, reconocida por la Canadian Psychological Association y colaboradora en el diario “El Centroamericano” con su columna ‘El diván de Brenda’.

Etiquetado en: ataques de panico
Publicaciones recientes
Newsletter
Recibe Noticias de la Comunidad Hispana a tu correo electrónico
Quiero recibir: Resumen semanal Promociones para anunciantes
Toronto Hispano is part of the Hispano City™ Network.
Otras Webs en Hispano City CONTACT ADVERTISE
© Copyright 2018 Hispano City™. All rights reserved.